Series que sigo este verano 2010

Aunque ya hace unos meses que se acabó la temporada de series “importantes”, ahora vuelven algunas otras series que he empezado a ver para probar qué tal eran. Algunas son mejores que otras, como siempre:

  • Covert Affairs (T1): Sale la chica rubia joven de “El Bar Coyote” (por eso la empecé a ver). No es una gran serie… tema espías, CIA, misiones raras… aventurillas en general.
  • Eureka (T4): En esta nueva temporada se han inventado cosas de viajes por el tiempo y las escenas y paisajes están muy logrados… otra de aventurillas.
  • Futurama (T6): Cada día mejor. Sólo voy a decir eso.
  • Identity (T1): Una serie inglesa con mucho aire inglés. Es un poco lenta y creo que la voy a dejar. Va de un departamento que investiga suplantación de identidad.
  • Psych (T5): Anterior a El Mentalista pero con la misma idea y con gente joven. Muy dinámica. También de aventurillas.
  • Rizzoli and Isles (T1): Otra de polis… concretamente de dos chicas polis, una forense y la otra detective. Van resolviendo casos y temas personales.
  • Sherlock (T1): Creo que puede ser una revelación. Es inglesa pero es muy dinámica y tiene buen ritmo. Además, está muy bien ambientada. Sólo he visto el piloto, pero me ha gustado mucho.
  • The Good Guys (T1): Un poco más refinada que Torrente, va de un poli “pasado de años” que podría ser un “Starsky & Hutch” pero “acabado”… a mi me está gustando bastante.
  • The Hard Times Of RJ Berger (T1): Serie de adolescentes de la MTV. Seguramente ya dice mucho de la calidad, y es cierto, es una serie muy chorra… pero de lo absurda que es me mola.
  • The IT Crowd (T4): Un año más Roy, Moss y Jen en el absurdo mundo de las macro-empresas que no tienen ni idea de lo que es un departamento técnico.
  • The Pillars of the Earth (T1): la revelación de la temporada en mayúsculas. Una miniserie de (creo) 8 capítulos que recrea con bastante exactitud el libro de Ken Follet. Se salta muchos “detalles” del libro (aunque si te fijas en el ambiente se recrean con bastante exactitud) y los personajes me gustan bastante. Dicen que Cuatro ha comprado la serie para septiembre.
  • True Blood (T3): La serie de los vampiros vuelve a la carga… políticamente incorrecta me atrae la idea de que eso de que se pueda fabricar sangre artificial.
  • Warehouse 13 (T2): Otra serie de aventurillas que tiene su gracia sobre todo la interacción de sus personajes y algunas locuras con “artefactos” famosos de la historia de la humanidad.

Qué supone el cambio de Google Imágenes

Hace ya más de un año que Bing lanzó Bing Imágenes con nuevas funcionalidades, entre las que estaba el “scroll infinito” en el que sólo aparecían las imágenes (cuando ponías el ratón encima aparecía la información) y según ibas bajando iban cargándose más y más imágenes… Hace unos días Google copió este sistema y lanzó su nueva versión de Google Imágenes, y era de esperar que se hiciera para mejorar algo…

¿Qué se ha mejorado? El tráfico en algunos sitios web. Por suerte tengo acceso a una web similar a lo que podría ser Flickr y haciendo un análisis de su analítica, filtrando únicamente la información desde Google Imágenes, me he encontrado con esto:

Los datos básicamente son que el tráfico ha variado, en cosa de 4 días (vuelvo a decir, sólo de Google Imágenes), de unas 6.000 visitas a, casi casi, 12.000 visitas día. Esto supone doblar el tráfico en cosa de una semana gracias al cambio de formato.

Mis primeros 13 años de Internet

Más o menos por estas fechas, hace 13 años que me conectaba por primera vez a Internet. Aunque ya había tenido alguna experiencia en otros ordenadores, era la primera vez que lo hacía desde mi propia máquina. Pero no, no quiero hablar de batallitas de mi vida sino que, ahora que he podido escuchar un poco de la charla que ha habido en la Campus Party de Valencia sobre Community Managers, las charlas y clientes de SEO, problemas que tenemos a la hora de encontrar algunos perfiles profesionales… me he decidido ha intentar ver si alguien me aclara qué está pasando.

Hace 10 años a los que estábamos en Internet nos llamaban freaks, eramos “los raritos” que estaban todo el día delante del ordenador, y tengo la extraña sensación de que ahora, mucha gente que sólo lleva 3 años en la red, quiere dedicarse completamente. Que conste que no digo que no se pueda hacer, pero para ser quien soy hoy en día, para ser el profesional que me considero, han pasado 10 años. Los 5 primeros los hice observando, aprendiendo, entendiendo el funcionamiento de la red “como usuario”. Sí que hacía mis pinitos moderando algún foro, creando algún sitio web de más o menos éxito, pero nunca me llamé profesional de Internet.

Eso sí, el día que entré a trabajar en ITnet mi forma de ver la red de redes cambió. Ya no era “aquel usuario” sino que estaba trabajando en una empresa que se dedicaba a “crear Internet” de alguna forma. Con el tiempo comencé a enfocarme profesionalmente (entre comillas) a hablar de buscadores. No soy periodista, no he estudiado comunicación, simplemente me gusta escribir las cosas que pienso y como las pienso. Esto ha hecho que en contadas ocasiones haya cabreado a Google, a Yahoo!, a Microsoft, a Repsol, Cuatro, Telefónica… pero, aun “consiguiendo” esto no me considero un “top blogger” ni nada parecido… sí, soy blogger porque tengo un blog en el que escribo y hay al menos 2 personas que me leen asiduamente.

Cuando comencé a dedicarme a eso que llaman SEO (supongo que de rebote por hablar de buscadores) mi objetivo principal (o el que me imponían) era el de engañar lo máximo a Google para que la empresa ganase muchos euros (de los cuales yo no veía ni un duro). Con el tiempo me di cuenta de que eso no tenía sentido, y más tarde llegué a la conclusión de que “el SEO ha muerto”. Sí, al final el SEO no existe, ya que lo que existe realmente es saber cómo funciona Internet, es saber y entender cómo funcionan los buscadores y hacer las cosas bien. A esto muchos lo llaman sentido común.

Con el paso del tiempo me he rodeado de buenos profesionales de la red y me he alejado de gente que dice saber de Internet. Me considero un profesional de Internet. Esa es la definición exacta. ¿Qué significa? Pues que si he de hacer una campaña de pago-por-clic o estudiaré para aprender y cuando sepa (sin engañarme a mi mismo) podré decir que soy profesional del PPC. Yo ahora mismo sabría montar una campaña, gestionarla e incluso optimizarla, pero no me llamo “profesional del PPC”. También se crear una página de fans de Facebook, y si me dedicara unas pocas horas al día, sabría cómo hacer que creciera y creciera hasta tener miles de fans, pero no me llamo “profesional del community manager”. También he tenido la posibilidad en la vida de montar varias empresas, he tenido buenas y malas experiencias con socios, pero no me llamo “empresario”, porque aun me quedan años para poder quebrar una empresa de más de 1.000 millones, como Díaz Ferraz.

Reconozco que me gano bien la vida. No vivo en una torre de monedas de oro a lo Tío Gilito pero tampoco vivo ahogado como mucha gente que conozco que trabaja decenas de horas por poca pasta. ¿Me lo he montado bien? No, simplemente saco partido a mis conocimientos en el momento exacto. Valoro mi trabajo, mis conocimientos, mi experiencia… Ayer mismo unos clientes me preguntaban si necesitaban incluir twitter y un blog en su sitio web. Mi respuesta fue que si realmente lo iban a gestionar, le iban a echar horas y tal, que sí, que lo hicieran, pero que tuvieran dos dedos de frente. Seguramente un SEO, un CM y demás me dirían que “estoy loco por perder la oportunidad de venderles la moto“, pero es que si lo hacen el gilipollas soy yo por ser un mal profesional. En mi vida no vale el todo por el todo, o el ser un trepa y pisotear al de al lado. Sí, la cosa está muy mal, pero creo que en muchos casos “la crisis” realmente la tienen las personas y no el mundo.

Últimamente veo a mucha gente que dice saber de SEO. Y digo “dice saber” porque lleva un año metido en el ajo, después de dos meses leyendo en foros y se cree que Google funciona en base al Pagerank y que con cuatro enlaces será capaz de hacer multiplicar el tráfico de su cliente. O quizá mejor, a los tres meses, justo antes de que su cliente caiga en una penalización, lo dejará tirado y que se coma el marrón otro. También escucho a esos que hablan de la “Web 2.0” (que bonito palabro) y que se les llena la boca, cuando en “enviar información a sitios web” existe desde hace bastantes años, con los foros (que son sitios web participativos) o con cosas como eBay, creado en 1995 (cuando algunos de los que ahora dicen ser profesionales estaban mamando de la teta de mamá). Lo mismo pasa con los Community Managers, esos “foreros” que dicen saber cómo gestionar una empresa en Internet desde Facebook. Lo siento, conozco a usuarios de foros que saben gestionar a decenas de miles de usuarios, que han lidiado con el spam más abusivo, que saben contestar a todas y cada una de las preguntas… ¿Por qué queremos inventar puestos de trabajo que no existen? Y no, no me sirve eso de que Internet crea “conceptos nuevos”, al menos no en su mayor parte.

Creo que desde hace dos o tres años los recien-llegados a Internet quieren poner en marcha una revolución a lo Web 3.0 olvidándose que el dinero, que la política y, sobre todo, que la gente, no está en Internet, sino fuera de las pantallas y que los billetes y monedas, la comida, el aire que respiramos no se puede medir en pixeles. No podemos inventar cosas que no existen. Yo creo en las marcas, son importantes, y aunque han evolucionado, las marcas en Internet no dejan de ser sólo las marcas en un canal. Si yo hablo de Belén Esteban es probable que el 80% de la población española sepa de ella a través de canales como la televisión, radio, papel o Internet. Si yo hablo de la marca Javier Casares es muy probable que el canal televisión, radio o papel no sepan de mi, y que sólo lo sepa el de Internet. ¿Soy una marca? Sí. ¿Me está bien que sólo sea Internet? Sí. Que haya creado una marca tras mi nombre no me da derecho a nada, porque no soy una marca mundialosa.

Ser el director de El País (como medio importante), ser Julián Muñoz (como imputado importante), ser Coca-Cola (como refresco importante) te permiten ciertas cosas que la red no. Tenemos la sensación de que todos somos marca.com, actuamos como si lo fuéramos, y creo que sólo unos pocos “elegidos” de Internet pueden decir que son alguien. Sergey Brin, David Filo, Mark Zuckerberg, Tim Berners-Lee. Para muchos estos nombres serán desconocidos, pero todos los que hemos puesto un pie en Internet utilizamos algo que ellos han revolucionado el mundo.

En el mundo se estima que hay 6.750 millones de personas. No somos nadie, pero cada uno de nosotros hace que el mundo cambie. Sentido Común, por favor.

GeoNames, la geo-base-de-datos abierta

Hace un tiempo buscaba algún tipo de base de datos informativa de lugares y similares y me topé con el sitio GeoNames, un lugar que hace de centro de información geolocalizada. Una de las cosas más interesantes es que esta información es descargable.

Entre algunas consultas que se pueden llevar a cabo a través de su servicio web (a parte de la descarga se pueden hacer consultas REST) están:

  • GeoNames Search Webservice: es el buscador más genérico de información y permite una larga serie de parámetros y búsqueda libre.
  • Cities and Placenames: permite, dado una zona, extraer la lista de poblaciones de la misma.
  • CountryCode: dada una latitud y longitud devuelve el país en el que está ese punto.
  • Country Info: dada una latitud y longitud devuelve información sobre el país en el que está ese punto.
  • Find nearby toponym: dado una latitud y longitud devuelve el lugar más cercano.
  • Find nearby postal codes: dado un país y un código postal, devuelve los lugares cercanos.
  • Find nearby Wikipedia Entries: dada una localización, te lista lugares cercanos con información en la Wikipedia.
  • Timezone: dada una geolocalización, devuelve el huso horario en el que se encuentra.
  • Wikipedia Fulltext Search: dada una búsqueda libre, devuelve los lugares cercanos a la consulta de la Wikipedia.

Otros sistemas que pueden ser interesantes para combinar es el Yahoo! Geo Technologies, donde hay varias herramientas relacionadas.

Presentaciones Tenerife Lan Party 2010

Hoy estoy en la Tenerife Lan Party haciendo un par de presentaciones, una de ellas sobre penalizaciones (principalmente de Google) y otra sobre HTML 5 (relacionada con temas más bien de SEO).

Y, aunque va a ser una entrada breve, os dejo con la descarga en PDF de ambas para quien quiera darles una ojeada:

Lástima estos días que Tenerife Norte está teniendo unos nubarrones bastante importantes y no he podido ni ir a la piscina ni a la playita, y ya mañana me vuelvo para Barcelona.

Esto es vida

Sin duda la frase que podría definir esta semana que estoy pasando en Menorca con Jaume Ferré, con Marc Logarich y con Arnau Sans es la que lleva el título de la entrada: ¡esto es vida!.

La idea de esta semana era la de desconectar un poco, y la verdad es que lo estamos consiguiendo… y eso que dedicamos ratitos a trabajar un poco, a comentar proyectos y a ver qué haremos a la vuelta en unos días…

Ayer decidimos dar un viaje en velero y bueno, para dar un poco de rabia os dejo con unas pocas fotos:

Preparando el nuevo curso

Podría decir que voy a comenzar las vacaciones, pero mentiría… aunque sí que es cierto que desde ayer tarde y hasta casi octubre tengo una agenda bastante apretada… si a eso le sumamos mi preparación de “mudanza” a Miami en Noviembre, pues la agenda se mueve más.

Creo que es la primera vez en muchos años que tengo un verano muy complejo en cuanto a agenda. Estos días estoy por Menorca con Jaume Ferré y con otros amigos y socios en los que, aunque supongo que aprovecharemos para trabajar a ratos, espero desconectar y desintoxicarme un poco (una de las cosas que decidí hace tiempo es no tener 3G, aunque puedo conectar el móvil al portátil para los casos de excesiva emergencia).

Estos días todo lo que ha tenido que ver con el libro Cómo ligar en Internet me ha tenido un poco liadete, aunque espero ya sólo un par de intervenciones las próximas semanas, y un poco de relax. La verdad es que el libro ha sido muy atrayente sobre todo para radios y diarios (e incluso alguna tele), y por lo que mi madre dice, parece que hay falta en algunas librerías…

Este sábado estaré en la Tenerife Lan Party, donde daré un par de charlas; una de ellas será ¿Cómo no ser penalizado por Google? (sábado 24 de julio a las 13h) y otra llamada SEO y HTML5 (sábado 24 de julio a las 17h).

Para el próximo curso, también estoy preparando un par de cosas. La primera de ellas será una sección completa en el temario del Máster en Buscadores, que personalmente recomiendo, porque creo que tiene unos profesores que valen la pena y que si han de explicar algo lo hacen (he tenido la posibilidad de compartir con otros y creo que vale la pena, la verdad). Seguramente montaré un temario relacionado con el Web Performance Optimization.

Otra cosa que he de cuadrar es el Máster en Web. Este año tuve la posibilidad de hablar de SEO y, aunque fue una presentación bastante técnica, creo que son cosas que alguien tiene que explicar, porque eso de “las palabras clave” como que está bastante muerto. Los que quieran saber qué es Internet y cómo llevar proyectos, la verdad, la cantidad de personajes conocidos de Internet es muy elevado y explican muchas cosas.

Y como decía, a partir de noviembre mi planteamiento es estar por Miami. En principio estaré un par de meses (desde mediados de noviembre hasta mediados de enero) con una temperatura media de 21ºC y abriendo mercado por allí. Así aprovecharé en desoxidar mi inglés y si puedo, mejorar la fluidez. Si alguno de los lectores del blog es de por allí, me encantará quedar con gente de Florida y aquella zona. También estaré de nuevo todo el mes de febrero y marzo, cuando volvamos (esta vez parcialmente en compañía) al Parallels Summit, que será en Orlando y aprovecharemos en utilizar lo que acabe montando en Miami como centro de operaciones.

Y nada, después de un par de meses escribiendo día a día artículos, en muchas ocasiones, bastante larguitos (algunos me han llevado 2-3 horas) voy a tomarme unos días de relax. Voy a seguir escribiendo aunque creo que me lo tomaré con calma… pero amenazo con volver…

Sobre el Libro Blanco de SEO de la IAB Spain

Hace un par de días cayó en mis manos el libro que ha lanzado la IAB de España en relación a lo que tendría que ser un “libro blanco” sobre temática SEO. Personalmente hace años comencé a desarrollar uno, pero la casuística que había hizo que, al cabo de 3 meses lo que ponía dejase de servir, sobre todo debido a los cambios de los buscadores.

Como ya sabéis muchos que me seguís, llevo tiempo diciendo eso de “el SEO ha muerto” y que esto básicamente lo uso para decir que lo que habitualmente se habla “en la calle” sobre SEO ya es cosa del pasado, y que hay que hacer las cosas que los buscadores ven que es ya el futuro. Y esto es lo que le pasa a este Libro Blanco (descargar en versión PDF 4,36 MB).

En la introducción podemos leer algo como esto:

En términos generales, se trata de las prácticas orientadas a mejorar la posición de una página web en los resultados naturales de los buscadores para unos términos de búsqueda concretos.

En parte estoy de acuerdo y en parte no. Hay que diferenciar muy claramente entre posicionamiento en buscadores y optimización para buscadores. El SEO no es posicionamiento, que es “aparecer por palabras clave”, sino que es “aumentar la indexación, el trato con los buscadores y conseguir la mayor cantidad de tráfico de las consultas”. Primer error: no pensemos en “términos de búsqueda” pensemos en “tráfico de búsqueda”. Los que piensan en “palabras clave” y demás, son los que se dedican a marketing y a publicidad, y el SEO, una vez más, no se puede aplicar por marketing sino que es tecnología: los buscadores los hacen ingenieros, no publicistas.

Y voy a saltar al capítulo 7, en el que se comienza a tratar ¿Qué hace un SEO? Es una gran pregunta, ya que el SEO en sí no es nada y lo es todo, es la posición más horizontal de un proyecto web (implica desde el departamento de dirección, marketing, comunicación, diseño, desarrollo…). Según el libro el SEO se centra en 3 pilares: indexabilidad, contenido y pupularidad. Hasta aquí estoy bastante de acuerdo, aunque no del todo… conozco sitios que no son nada indexables, sitios que no tienen contenidos o sitios que no son populares y que aparecen mejor que otros sitios que sí cumplen estas reglas. Aunque quizá en donde discrepo más es en la parte de factores-onsite y factores off-site. Cada vez más, y después de los cambios de los últimos meses en que los sitios “grandes” de Internet que vivían de los enlaces están perdiendo fuelle, no se puede hablar de que hay que ampliar la cantidad de enlaces y de los “anchor” tan a la ligera. Como bien comentaba hace un par de días en el artículo de cómo detectar una penalización SEO, la gran mayoría de penalizaciones y de cosas que “atentan” contra los buscadores son los contenidos duplicados, la sobre-optimización y el exceso y/o mala calidad de los enlaces. Está muy bien hablar de SEO blanco y SEO negro, pero los límites nunca están definidos.

En los últimos meses la mayor parte de los clientes nuevos que nos han llegado siempre explicaban lo mismo: es que hemos tenido durante estos últimos años varios SEO y ninguno ha sido capaz de entender lo que nos pasaba, nuestra idiosincrasia. Con esto me vengo a referir que SEO de “alta reputación” van perdiendo y quemando clientes de una forma muy rápida. Sé de otros SEO que sólo quieren clientes por 3 meses, para hacerlos “subir” rápido gracias a métodos de dudosa calidad y que luego dejan al cliente con penalizaciones que hacen perder mucho dinero.

Si pasamos al capítulo 8 en el que se mira la metodología, queda claro que el SEO se incorpora en una filosofía de marketing-comunicación que no es lo que la mayor parte de las empresas requiere. Al menos no de forma paralela a lo que la “publicidad” tradicional (off-line y on-line) se refiere. Ninguno de los clientes que tengo me suele hablar de compatibilizar sus campañas de Adwords con las de SEO. las de Adwords tienen una vida propia y el SEO tiene otra vida que no suele tener nada que ver con la anterior. Otra cosa de las que se habla es de “la competencia”, algo que tampoco acabo de entender nunca cuando se habla de SEO. Sí que es cierto que en muchos casos hay que competir con otra gente del sector, que en algunos casos será sencillo de sobrepasar y en otros casos, por las “trampas” que hacen será imposible. ¿Cómo luchar con alguien que mirando las directrices de los buscadores las incumplen enormemente? Además, con respecto a las métricas, el SEO sólo tiene 1 métrica: conseguir más visitas. El SEO no está pensado para vender más, como muchos piensan, el SEO está pensado para que las “visitas desde motores de búsqueda” se incrementen. Una vez llegan al sitio, es cosa de los responsables de analítica y de usabilidad ser capaces de convertir. Es por eso que una de las cosas que suele pasar habitualmente cuando aumenta el tráfico SEO es que aumenta en exceso la tasa de rebote.

Otra cosa que me chirría a los ojos:

Finalmente en lo que respecta a la valoración de la popularidad del sitio web se evalúan los enlaces que están llegando a la página del cliente, no sólo atendiendo a la cantidad sino a la calidad de las referencias, analizando factores como el PageRank del enlace, temática del sitio que apunta al del cliente y, por tanto, grado de afinidad con lo que éste desea comunicar.

¿PageRank? Lo siento, pero por ahí no paso. Primero, el SEO no es exclusivo de Google. El SEO ha de verse de forma global, ya que si consigues que un sitio se vea bien en todos los buscadores conseguirás tráfico. Hace unos días ya expliqué que Google sólo manda el tráfico que “él decide” que ha de mandarte. Cada buscador tiene un perfil de usuario que lo utiliza, y hablar de Pagerank dejando de lado la tecnología de Bing es un grave error. El PageRank desde hace tiempo que es una engañifa que utiliza Google para despistar y así poder centrarse en las cosas importantes. Sí que es cierto que Google utiliza una algorítmica que le da peso a los enlaces, pero habla de Pagerank a estas alturas creo que es un error muy grave. Está más que demostrado que si listamos los 25 primeros resultados de cualquier búsqueda, prácticamente nunca los resultados están ordenados por su PageRank o tienen relación con la cantidad de enlaces que reciben.

Estudio de palabras clave: Se trata de detectar el conjunto de palabras clave que interesan al público objetivo y que además están en consonancia con la línea comunicativa y de marketing del cliente.

En el estudio de palabras clave, algo que tiene que ver más con contenidos y no con marketing, ya que hay que dejar esto en manos de profesionales de la comunicación, y casi me atrevería a decir que hay que dejar en manos de lingüistas que sí saben cómo se utiliza el lenguaje, también se hablan de cosas que no tienen mucho sentido común. Con esto no quiero decir que no haya que cuidar los contenidos y las palabras que se utilizan, pero no hay que analizarlas en base a lo que “los buscadores dicen que se busca (según datos de otras palabras que se compran en PPC)” sino que hay que analizarlas en base a lo que la gente realmente consulta en la red. Esta información no está tan al alcance de todos, ya que las herramientas que dan los buscadores no muestran tan fácilmente esta información. Otro detalle del que se habla es que una buena fuente de información es sacar las palabras clave de las plataformas de analítica. Esto está bien pasa saber por donde te llega el tráfico actualmente, pero no significa ni mucho menos que eso sea lo correcto a la hora de optimizar. Si vamos a “reposicionar” las palabras, poco vamos a conseguir… lo que hay que hacer es mantener esas consultas y ampliarlas con otras miles más.

Con respecto a la calidad de los contenidos, me parece muy pobre hablar de las cabeceras H1, H2 y H3 como si eso fuera la solución al SEO. Con respecto a los contenidos está claro que hay que dar calidad (quién mejor que la propia empresa para saber qué venden y perderle el miedo a la comunicación), pero hay que hablar más ampliamente de simplemente hacer las cosas bien, de cumplir con el estándar de HTML al máximo, de crear sitios que sean accesibles y cumplan las normativas en todos los sentidos. No hay que cerrarse a nada. El HTML (y ya no digo el HTML 5 que está 100% pensado para SEO) es suficientemente rico como para no tener que hablando de H1s y cosas así…

Los títulos (identificados con la metaetiqueta “title”) aparecen usualmente en la parte superior del navegador. Lo más recomendado es que esté compuesto por la palabra clave primaria junto con el nombre de la página. Se coloca la palabra clave primaria de primero para darle mayor relevancia ya que generalmente el nombre de la página o empresa tiene suficiente peso gracias a la URL.

Otro error que me parece grave es éste y el de la meta-descripción. ¿Cómo que los títulos han de ser las palabras clave y el nombre de la web? ¿Quién dice eso? Precisamente los buscadores en su documentación te dicen que no metas palabras clave basura en los títulos y, ya de forma personal, pongo muy en cuarentena que queramos posicionar tooodas las páginas de un dominio por “nuestra marca”. No, para eso está la página principal.

Cuantos más enlaces a nuestro sitio tengamos, mayor será la importancia que le darán los buscadores.

Otra de las farsas del SEO. Esto no es cierto, y está más que comprobado. Hay sitios que no tienen ningún enlace y que aparecen en los buscadores de una forma “decente”. No digo que no haya que tener en cuenta los enlaces, sino que “el tener más enlaces no da más importancia a un sitio”. Esto, además, es contraproducente si no se trata bien, algo que en multitud de ocasiones han comentado desde los distintos buscadores. Si promocionamos este tipo de trabajos conseguiremos que el “conseguir enlaces a toda costa” lleve a las empresas a contratar servicios de mierda y a que acaben penalizados (como me he encontrado en el 75% de las ocasiones) con sus correspondientes penalizaciones. En alguna ocasión hemos tenido que “tirar dominios y proyectos enteros” porque se había trabajado de forma pésima este “supuesto SEO” que, más que SEO es spam. Como digo, no estoy en contra de los enlaces, pero creo que hay muchísimas cosas a tener en cuenta antes de dedicar ni un minuto a que el sitio acabe penalizado por los buscadores por una pésima estrategia y por la “facilidad” que hay de engañar a los clientes en casi todos los que ofrecen SEO por 100 euros en sitios de “reconocido” prestigio. Tampoco voy a entrar en el concepto “nofollow”, del que se hace un uso erróneo y totalmente distinto al que el estándar del W3C ofrece y que al ser estándar todos los buscadores cumplen. Del tema “directorios” tampoco voy a entrar. Hace ya bastante tiempo que Google, por decir uno de ellos, dejó bien claro que los directorios conllevan más problemas de lo que se cree en un principio si no se hace un grandísimo uso, y precisamente dar de alta “según el PageRank” es uno de los mayores errores.

Revisando el tema de las “buenas prácticas” (en el capítulo 9), creo que no voy a ser yo el único que diga que tampoco se ajusta a la realidad y que dudo que las empresas SEO que han asesorado este informe las cumplan. Está claro que hay que cuidar al cliente, algo que muchos SEO, simplemente por “sacar pasta” no hacen, y es que, aunque se diga que “hay que usar las reglas de los buscadores”, todos los que nos dedicamos a esto sabemos que si las sigues no haces nada de nada. No digo que haya que usar técnicas fraudulentas, pero está clarísimo que la información que prestan los buscadores son informativas pero no tienen nada que ver con la realidad de lo que se cuece para los robots de indexación.

El trabajo SEO que se haga para un cliente será original y personalizado. No se harán copias textuales del trabajo de otros (en vez de realizar trabajo original), sin el consentimiento previo de todas las partes.

¿Esto significa que los servicios que ofrecen empresas como Arsys, Webpositer, Entra en la red (que te aseguran situar tu web entre los 3 primeros puestos), Serviweb (que te garantizan puestos “de forma natural y 100% garantizados”) son alegales? Exactamente ¿cómo podemos llamar a aquellos que venden SEO de forma automática? ¿Es realmente SEO, publicidad engañosa?

Otra cosa que también me hace gracia es el capítulo 11, en el que se habla de las tendencias y el futuro del SEO. Está claro que hay que hablar del SEO local, de los móviles, pero me parece raro escuchar hablar del Universal Search. Vuelvo a repetir que ¿esto es un libro blanco de SEO o un libro blanco de Google?. El Universal Search “no existe”. Si la gente que se dedica a SEO ha hecho SEO web ha cometido un error histórico, pero no por ello ahora hay que hablar de conceptos que sólo algunos buscadores utilizan y no hablar en concreto del SEO global. ¿Qué sentido tiene que le hable de Universal Search a la pescadería de abajo de mi casa? Cada cliente necesita un SEO específico, pero no basado en lo que se crea que los buscadores hacen. Si uno aparece bien porque ha hecho un buen SEO de vídeo no necesita “trabajarse” el Universal Search, lo mismo con las imágenes o las noticias. El Universal Search es un invento de los buscadores para decir que van a premiar los mejores contenidos de cada uno de los buscadores verticales, pero eso no implica que haya que hablar de algo que es temporal.

Y para acabar, en el capítulo 13 que se habla de los diferentes modelos de pago… creo que de los que se proponen no utilizo ninguno de ellos… ¿cómo puede ser que un libro blanco (neutral) decida o indique a mis posibles clientes cómo he de cobrarles mis servicios? Lo siento, pero mi empresa cobrará a mis clientes como crea conveniente. Por poner un ejemplo, tenemos clientes a los que les hemos ofrecido que paguen a éxito (coste 0 inicial), otros que han de pagar “casi” por adelantado “porque yo lo valgo”, otros que pagan como consultoría en base a las horas de dedicación, e incluso, algo que no se trata, es el del SEO in-house, el de tener a una persona profesional dentro de la compañía…

Que conste que no estoy en contra de hacer un Libro Blanco sobre SEO, todo lo contrario y lo que decía al principio, yo en su día me lancé a escribir uno, pero creo que en algunas cosas el documento es excesivamente ligero en cuanto a saber qué es o no una empresa o profesional SEO y en otras se entromete en temas que creo que no corresponden. Personalmente creo que el libro sólo representa a un tipo de empresas y profesionales SEO, en los que, por ejemplo, no me siento reflejado a la hora de trabajar, y si alguno de mis clientes leyera este documento creo que se llevaría las manos a la cabeza porque vería que es un paso completamente atrás de los trabajos y crecimientos que hemos conseguido a lo largo de los últimos meses.

NOTA: Aunque el artículo sea duro contuntente, vuelvo a repetir, no estoy ni en contra del libro en sí ni en contra del gran esfuerzo que seguro ha llevado a cabo la IAB, pero creo que no refleja la realidad de un sector que está bastante desamparado en cuanto a la imagen que dan algunas empresas que ennegrecen el trabajo de otras.

DISTCHA, un antispam accesible

Una de las peculiaridades de los CAPTCHA es que habitualmente son bastante complejos de entender y ya no os digo si cuesta a alguien con todas sus facultades, a alguien que tenga falta parcial o total de alguno de sus sentidos.

Y es por eso que desde Francia Quebec (Canada) llega una propuesta llamada DISTCHA (Device Independent Slider Test to tell Computers and Humans Apart) y que es un sistema bastante parecido al de activación del iPhone, ese “slide” que moviéndolo de un lado a otro permite activar el teléfono.

Aunque aun se encuentra en una versión muy previa, y a falta de ser probado en muchas plataformas, sí que es cierto que en la mayor parte de los navegadores ya funciona.

Funciona gracias a jQuery y es bastante sencillo de implementar. Os dejo un ejemplo de código para que veáis cómo funciona y uséis su código si lo veis conveniente…

Cómo detectar una penalización SEO

Una de las cosas más complejas a la hora de saber si hay una penalización SEO es el cómo hacerlo. Sí que es cierto que habitualmente se puede encontrar de una forma sencilla, y es una caída de tráfico significativa. Pero claro, aunque el tráfico cae, lo siguiente es saber qué ha pasado.

Las penalizaciones habituales en Google son las siguientes:

  • Puesto -6: Hasta ahora algunos sitios que estaba en los 2 primeros puestos tenían una suma de -5 cayendo al puesto 6-7. Suelen ser sitios muy relevantes que han caído en algún tipo de factor externo, como una granja de enlaces o similar. Arreglar esto era bastante complejo, aunque parece que es una penalización en desuso, por lo que no habría que preocuparse mucho.
  • Puesto -30: Es una de las penalizaciones más habituales y se da cuando hay contenidos duplicados, muchos errores internos o “factores propios”…
  • Puesto -50: Suele tener que ver con los enlaces entrantes… hasta ahora era parte de la -30 y se ha creado como algo independiente… en resumen, que si tienes enlaces “peligrosos” es probable que te pongan esta penalización.
  • Puesto -60: Si varios usuarios denuncian a través de un Spam report tu dominio, es probable que acabes con esta caída de resultados. Hay que tener en cuenta que en parte esto es un sistema automático, así que con arreglar tu “mal SEO” y pedir un Reinclusion Request debería ser suficiente. Eso sí, tienes 4 semanas para corregirlo.
  • Puesto -950: Parece una penalización aleatoria sobre todo en búsquedas genéricas. Parece que se da en aquellos sitios con sobre-optimización del sitio, es decir, un exceso de SEO (o “mal SEO”) y/o a una cantidad excesiva de enlaces entrantes con una palabra clave concreta.

Esto ya nos puede dar ciertas pistas… pero probablemente no sean los únicos métodos. Una de las cosas que siempre hay que tener presente son los avisos de Google Webmaster Tools (y de los paneles del resto de buscadores) ya que si algo raro aparece en uno de los motores, es probable que en el resto de sitios también afecte aunque no lo digan directamente. Está claro que una penalización en Bing no es lo mismo que en Google, pero si aparece en uno de ellos, es muy probable que en el otro también afecte.

Otra de las cosas importantes que hay que buscar siempre es el nombre del dominio en el buscador de turno. Si no aparece la página principal en el primer puesto es probable que algo raro haya. También es importante saber quiénes son tus vecinos. Una forma de verlo es con la herramienta Safe Browsing que te dirá si alguno de tus “vecinos” hace cosas malotas.

Otra cosa básica e interesante es que, como normalmente uno puede calcular aproximadamente el número de páginas que tiene en su sitio, hay que compararlo con el site: del dominio y ver cuál es la desviación. De la misma forma si has dado de alta tu Sitemap en Webmaster Tools y los demás, comprobar si la desviación de páginas enviadas con las indexadas es muy grande o es bastante ajustada.

Aunque estos son los elementos básicos, hay que tener en cuenta que, para encontrar una penalización y llegar a la conclusión “hay que dejarse llevar y sentir la fuerza”. Esto significa que hay que fijarse en los detalles… cifras que no cuadran con lo que deberían en las distintas herramientas, contenidos duplicados (esta es la penalización más habitual, así que yo comenzaría por ahí).

Una de las cosas que suele solventar fácilmente las penalizaciones y que ya de base recomiendo usar siempre es el meta-canonical. Esto significa que esta meta-etiqueta debería estar en el 100% de las páginas del sitio. Puede parecer una tontería pero como este sistema es ya un estándar cubre la mayoría de problemas que se pueden generar. Claro está, el contenido de este elemento ha de ser correcto y verificado página a página… no sirve usar “la URL que viene por sistema” porque no arregla nada.

Como digo, hoy en día la mayor parte de las penalizaciones vienen dadas por los contenidos duplicados, aunque otro de los elementos por los que se está penalizado bastante es la falta de contenidos. Esto quiere decir que las páginas dentro de un sitio que se dedican a la navegación (listados, páginas de categorías…) cada vez tienen menos peso, y se le está traspasando a los contenidos finales. Si tu sitio dedica gran parte de sus contenidos a este tipo de páginas tal vez valga la pena usar un meta-robots noindex para no dejar aparecer en los resultados de búsqueda aquellas direcciones sin contenido (tal vez sólo la primera de las páginas) aunque sí dejar que el rastreador pueda visitar todas las páginas…

Encontrar penalizaciones, y sobre todo salir de ellas no es una tarea sencilla y al final siempre suele venir por algún descuido de los desarrolladores o gestores de los sitios, de forma consciente o inconsciente. Salir de una penalización, aunque parezca una tontería, puede llegar a ser tan sencillo que en cuestión de 2 semanas se puede recuperar el tráfico perdido, aunque si se trabaja correctamente el punto álgido se recupera a los 3 meses después de aplicar los cambios que estaban perjudicando.