#WWW2012: Resumen de estos días

Se acaba mi viaje a Lyon (aunque aún me quedan unas cuantas horas por aquí hasta la vuelta a Barcelona) y me gustaría hacer un pequeño resumen de lo que me ha parecido esta edición (la única en la que he estado) del WWW2012.

El planteamiento de venir al www2012 fue básicamente por los workshops. Había asistido a otras ediciones de los que he estado (con otros nombres y otras cosas, pero básicamente años atrás) y quería seguir en la línea. Además, los que he estado (que consideraba que serían los que más me iban a aportar de todos los que había, que no eran pocos) los organizaban gente que conozco y en la que confío, así que poco podía fallar. Y así ha sido, me han servido para, una vez más, abrir mi mente “versión SEO” y poder ver ligeramente hacia dónde van los buscadores los próximos años. Sí, cuando la gente me pregunta que qué va a pasar dentro de 2-4 años en el mundillo de los buscadores en general no me equivoco porque, en eventos como estos aprender en lo que se está trabajando y se trabajará los próximos años.

Eso sí, una vez más, en algunas ocasiones me veo como el tonto de la clase. A estas charlas en general asisten los ponentes y otros cuantos “freaks” más de la temática… yo ni soy freak ni soy ponente, sino un simple espectador que no cuadra para nada en ello. Y digo esto porque los ponentes suelen ser estudiantes universitarios que exponen de forma más o menos científica trabajos interesantes. Por poner un ejemplo, en 2008-2009 asistí a un par de eventos en los que se hablaba de los microformatos cuando nadie los usaba ni sabía nada de ellos… ahora a todo el mundo se le hace la boca grande hablando de ello…

Quizá la parte negativa es el precio. No es barato asistir al www2012, aunque quizá eso le de cierto nivel, ya que la organización es simplemente gigantesca. Hay gente de todos los países, colores y gustos. A la hora de la comida debíamos de estar más de 2.000 personas tranquilamente. Simplemente espectacular. Eso sí, españoles no he visto ninguno.

Para acabar con respecto al evento propiamente dicho, me voy con una decena de ideas que no sé si podré aplicar por falta de tiempo. Esta es quizá la peor parte ya que si uno viene aquí y aprende cosas es para aplicarlas. Supongo que lo podré hacer en el momento en el que me encuentre frente a la situación, pero no podré probarlo con tiempo antes. También me voy con algunas conversaciones y ojeadas a los asistentes… hoy he podido mantener una conversación con una persona que trabaja en uno de los grandes buscadores que me ha confirmado (con silencios) mis teorías SEO. Sé que mi forma de trabajar el SEO es la correcta desde hace años, trabajando a medio-largo plazo, eso sí, y cada vez se confirma más y más. Por otro lado los gigantes de las búsquedas me dan cada vez más miedo: Microsoft Research, Google Research, Baidu y Yandex estaban por todos lados… y eso dice mucho. Sobre todo he tenido la oportunidad de darme cuenta hacia dónde va Yandex, porque han asistido la mayoría del grupo a las mismas charlas que yo, así que creo que no voy por mal camino…

Fuera del evento, me he dado cuenta de que mi inglés sigue flojo en algunos casos… para empezar hablándolo… aunque creo que casi ya hablo mejor inglés que catalán, lo que no sé si dice mucho o poco de mi (más bien lo segundo). Por otro lado he aprendido que el inglés-francés y el inglés-japonés son mucho más difícil que el inglés-afroamericano. Lo siento, pero soy incapaz de entender el francés, no consigo pillar ni una (y que nadie me diga que se parece al catalán, porque no es un tema de escritura, sino de pronunciación así con boquita de piñón que no se les entiende nada (si hay algún francés en la sala que no se lo tome a mal, es que simplemente no me empano de nada).

Y para acabar Lyon… aysh, Lyon… si no fuera por el francés (es coña…). Es un sitio que está bien… pero que en días grises no mola nada… hay mucho verde, pero las nubes lo ponen todo muy feo, y lo del viendo cerca del río es que no tiene nombre… ayer paseaba al lado de la Interpol (¡sí, señores, existe!). Hoy por suerte está haciendo un muy decente, con solecito y un poco de fresco y la verdad es que esto luce mucho mejor, y muy distinto. Además, estar cerca del Parc de la Tête d’Or, el mayor parque (dentro de una ciudad de Francia), es algo que también se agradece.

En fin, como resumen, me vuelvo con un buen sabor de boca, con la experiencia de uno de los eventos de Internet más importantes del mundo y con otro punto en el mapa en el que ya puedo situar una marca de visitado.

Deja un comentario