Lo que se puede decir y no publicar

Hablando / GritandoEn más de una ocasión me he tenido que morder la lengua en muchos de mis blogs y de mi historia en la red para no contar cosas personales. He llegado a la conclusión de que muchos de los temas personales no se pueden hacer públicos en la red, al menos en blogs o sitios públicos. Reconozco que tengo una página personal a la que sólo tienen acceso mis amigos más íntimos en la que voy explicando más lo que me pasa como persona.

Porque, está claro que, aunque no lo parezca, soy una «persona pública» y quiera o no, lo que yo publico tiene repercusión, en 1 o 1.000 personas, da igual, pero con que sólo una persona esté interesada en lo que hago a parte de mi tarea profesional en la red, he de tener cuidado con lo que publico.

Recuerdo hace un tiempo que, algo que parecía tan chorra como Twitter comenté que estaba en pleno proceso de expansión-separación de la empresa en dos, y llegó a salir publicado en algún sitio a raíz de estar ahí. Lógicamente los socios tuvimos que comenzar a tener cuidado con lo que comentábamos, ya que un simple comentario inocente se había convertido en una noticia en la blogosfera.

Es por eso que ha llegado un momento en el que me negué hace algunos años (casi desde siempre) a publicar nada relacionado con mi vida personal. A veces he comentado que me voy de viaje y cosas así, pero creo que puede llegar a ser hasta contraproducente decirlo, ya que puede dar pie a actividad extraña por parte de tercero, ya que saben que no estás disponible.

En fin, ¿alguna vez has tenido algún percance personal (o a tu alrededor) por algún comentario publicado en tu blog o similar?

6 comentarios en “Lo que se puede decir y no publicar”

  1. No se si soy la mejor persona para contestarte a eso, pero lo intentaré. Mi blog es un tanto diferente al tuyo, es un blog personal, pero me mido muy mucho de explicar según que o poner nombres a según que historias.
    Vamos, algo así como la diferencia entre erotismo y porno: mejor dejar una puerta abierta a la imaginación 🙂
    ¿Percances? Bueno, sólo aquellas personas que leyendo entre líneas saben que es lo que explico exactamente… 😉

    Responder
  2. tu un personaje publico? tus grandes congresos y empresas? pero que has hecho para serlo? muchos pensamos que eres un engreido publico sin merito alguno. menos pajas mentales y trabaja mas!

    Responder
  3. Cuando hablo de persona pública me refiero a que, al igual que otros muchos empresarios de internet, asistimos a reuniones y similares, y, por la seguridad de elementos de internet, es mejor a veces no decir dónde estamos o qué hacemos.

    Yo no he hablado de «mis grandes congresos o empresas», al revés, no considero que tenga una gran empresa y el congreso es el congreso, ni mejor ni peor, lo que hay.

    Si crees que soy un engreído si mérito y demás, te invito a que un día quedemos y charlemos, seguro que tu opinión cambia (o no).

    Responder
  4. Ya Samuel… por suerte o por desgracia, para eso da igual que tengas o no blog y que seas o no famoso… pero sí que para determinados casos relacionados con Internet sí que va bien no decir algunas cosas…

    Por ejemplo, el caso claro es Twitter… en todo momento dices si estás en casa o no, si hay alguien de tu familia, si te has comprado un ordenador o has perdido nosequé… sólo con eso le ahorras a alguien que quiera «hacerte algo malo» el que tenga que investigar por ti, porque ya lo haces tú mismo…

    Lógicamente, no tengo problema en decir que he ido al cine, después de haber ido, en que he estado de vacaciones, después de haber ido y cosas similares… pero no anunciar que voy a estar en nosédonde si no es necesario…

    Responder
  5. No hace falta ser ningún gran gurú para que dar datos personales en un blog sea un problema.

    Y no hace falta que sea tampoco por temas de tu vida online.

    Por ejemplo:

    Alguien que no te conoce en persona te amenaza con agredirte. Si sigue tu blog (que no tiene por qué ser famoso, simplemente que conozca su dirección) y anuncias a los eventos que vas a ir, y además hay fotos tuyas circulando por la red… ya tiene todo lo que necesita para localizarte cuando quiera y llevar a cabo sus amenazas.

    Y además tú estás indefenso porque no sabes como es él… por lo que en cualquier momento te puedes llevar una desagradable sorpresa 🙁

    Responder

Deja un comentario