Cómo hacer backup de Gmail

Muchos me habéis preguntado desde ayer cómo es que tenía un backup del correo de Gmail, que cómo lo había hecho… os explico, más o menos paso a paso el sistema. Cosas necesarias: cuenta de Gmail, Thunderbird y una cuenta POP de unos 100 megas recomendable (depende también del correo que recibáis).

Se puede decir que hay 2 fases para tener un backup: recuperar todo el correo actual de la cuenta, y luego ir guardando el nuevo correo. Sé que Gmail tiene la opción de POP, pero en caso de cierre, serviría de poco, por eso es mejor tener una cuenta POP externa (de soporte y emergencia).

  1. Primero vamos a comenzar a redirigir el nuevo correo a nuestra cuenta POP. Para ello simplemente hemos de crear un filtro. Vamos a la esquina superior derecha a Configuración. Allí elegimos en la pantalla que se abre la opción Reenvío y correo POP y allí Reenviar una copia del correo entrante a (ponemos la cuenta de correo que queremos, que será la cuenta personal POP y dejamos marcado “conservar la copia en elementos recibidos”).
  2. En la misma pantalla, debajo de la opción de Reenvío tenemos la de Descarga correo POP. Esta la utilizaremos sólo de forma temporal para descargar el “correo antiguo”. Tan sólo hay que marcar Habilitar POP para todos y mantener conservar una copia del correo entrante
  3. Ahora configuramos el Thunderbird de forma habitual, como indica la ayuda de Gmail.
  4. Una vez se haya descargado todo el correo, volvemos a Gmail y dejamos la opción de POP como estaba, es decir Inhabilitar POP.

De esta forma tenemos ya todo el correo antiguo guardado, y el nuevo que va llegando a la cuenta POP externa, que podemos configurar de forma habitual en Thunderbird. Como digo, yo lo hago así porque al menos, si te cierran la cuenta, hasta el momento en que te la cierran, el correo se reenvía a esa cuenta. Sino, si usas el sistema Google, si te la cierran, y hacía varios días que no accedías, te quedarás sin el correo de esos últimos días…

3 comentarios en “Cómo hacer backup de Gmail

  1. Existe -para descargar el correo antiguo en local- el soporte para IMAP (ese gran desconocido), que resuelve perfectamente la papeleta, creo yo.

    Igualmente, cuando tengas todo el correo descargado en local, surgen 2 problemáticas:
    1. qué hay de los backups? Los usuarios del montón no hacen backups, y si los hacen, es sólo cuando se acuerdan. Eso sí, siempre se lamentan después de haber perdido algo.

    2. y el acceso a mi correo antiguo desde -por ejemplo- un ciber? A las empresas les encanta OWA (el webmail de Microsoft Exchange), y al resto de mortales un webmail amigable. Como tu hosting te ofrezca una cuota generosa y no te instales algo del tipo RoundCube, no sé como igualarlo.

    Todo, EMHO.

    Un saludo.

  2. YO LO QUE QUIERO ES DOLAMENTE GUARDAR LOS CORREOS QUE ME INTERESAN WN UNA MEMORIA EXTRAIBLE.
    JAY ALGO SENCILLO PARA REALIZAR ESO?

Deja un comentario