¿Cómo funciona la luz negra?

Las lámparas de «luz negra» se pueden encontran en muchos lugares y se usan con fines diferentes. Con ellas se puede ver brillar en la oscuridad muchos objetos, mientras que la propia lámpara sólo emana una tenue luz de color púrpura.

Estas lámparas funcionan de manera semejante a las lámparas fluorescentes. En éstas la luz se produce al hacer fluir la electricidad a través de un gas inerte y una pequeña cantidad de mercurio. Esto produce luz en el espectro ultravioleta, invisible al ojo humano, y para producir luz se usa un tipo de substancias llamadas fósforos que cubren el interior de la lámpara. Al absorber la luz ultravioleta estos fósforos emiten luz visible. Como esta luz ultravioleta no puede ser detectada por el ojo humano se le llama «luz negra».

Las lámparas de luz negra funcionan con el mismo principio. Los fósforos que cubren su interior absorben la luz ultravioleta de las ondas llamadas UV-B y UV-C, que son perjudiciales. Al absorberlas, en lugar de emitir luz blanca emiten UV-A, que es más benigna. En el caso de los bombillos de luz negra se utilizan filtros para absorber la luz del filamente incandescente, pero que dejan pasar la luz UV-A. Además de este tipo de luz ultravioleta también pasa un poco de luz púrpura.

Ahora bien, hay una gran cantidad de materiales que funcionan como los fósforos. Al recibir la luz ultravioleta UV-A la absorben y emiten a su vez luz visible, tal y como hacen los fósforos de las lámparas corrientes. Los dientes, por ejemplo, producen este efecto, y por eso se pueden ver brillar en la oscuridad cuando reciben la luz ultravioleta. Los marcadores de texto también utilizan fósforos, y en muchos lugares de diversión nocturna se utilizan para marcar los brazos de las personas con un sello y reconocer que han pagado su entrada, además de crear efectos interesantes en el vestuario y el maquillaje de las personas.

La ropa blanca también brilla al recibir la luz negra. Esto se debe a que una gran cantidad de productos detergentes utilizan fósforos para aumentar la blancura de la ropa, pues al recibir la luz del Sol, que contiene tambien luz ultravioleta, empiezan a brillar con este principio. La ropa oscura no brilla porque los pigmentos que contienen bloquean la luz.

Se puede conseguir una gran cantidad de artículos que contienen fósforos, como marcadores de texto, ropa con diseños diferentes, lápiz de labios, pintura de uñas, joyería e incluso fijador de cabello.

Pero la luz negra se utiliza para muchas otras cosas además del entretenimiento. Los mécanicos pueden usarla para detectar fugas de tuberías. Los billetes contienen marcas de fósforos que ayudan a distinguir el dinero verdadero de las falsificaciones. Con la luz negra se pueden detectar huellas digitales y otras marcas poco visibles en la luz ordinaria.

En resumen, la luz negra tiene muchas aplicaciones, y para poder aprovecharlas sólo se requiere un poco de imaginación.

Deja un comentario