Pescado Más Sabroso y Sano

Investigadores de la Purdue University han diseñado una dieta especial para alimentar a los peces que son criados en piscifactorías. El resultado será un pescado más saludable para las personas y capaz de satisfacer paladares muy distintos.

Preparar un menú avanzado para los peces puede parecer una medida extrema, pero en realidad no lo es tanto. Las autoridades recomiendan la ingestión de macronutrientes para mejorar nuestra salud, y una buena forma de conseguirlo es introducirlos a través de una mejora de la alimentación de los animales que formarán parte de nuestra dieta.

Pescado Más Sabroso y SanoPaul Brown, un profesor de Purdue, cree que proporcionar suplementos de ácidos grasos a los peces que consumiremos es una opción adecuada que vale la pena llevar a cabo. El aditivo que él y su grupo están en estos momentos probando es un tipo de ácido graso omega-6 llamado ácido linoléico conjugado (CLA), que los científicos creen puede ser una interesante herramienta para combatir el cáncer y la diabetes.

La adición de CLA a la dieta de los peces hace que éstos presenten una mayor cantidad de ácidos grasos en los tejidos que la que podamos hallar en cualquier otro animal, más incluso que en la carne y la leche de los rumiantes.

Recientemente, el National Academy of Sciences Institute of Medicine recomendó que las personas consumieran comida con ácido alfa-linoléico (un ácido graso omega-3) y ácido linoléico conjugado. El Instituto creó una tabla que indicaba las cantidades de macronutrientes necesarias para mantener una buena salud, e indicó que el pescado de aguas frías, como el atún, el pez espada y el salmón, son fuentes principales de omega-3.

Los ácidos omega-3 y 6 son ácidos grasos esenciales, lo que implica que son importantes para nuestra salud pero nuestro cuerpo no es capaz de producirlos. Intervienen en la construcción de las células, en la función correcta del cerebro, los nervios y los ojos, y en la reducción del riesgo de enfermedades cardiovasculares, cáncer y colesterol.

Pero mientras el pescado ha sido siempre una buena fuente de omega-3, el ácido graso omega-6 no es tan fácil de encontrar en ellos. Por eso, los científicos de Purdue han intentado buscar la manera de introducirlo en la dieta de los peces, de una manera sana y adecuada.

Según las estimaciones del Instituto, los hombres adultos deberían consumir 17 gramos de ácido linoléico diarios, y las mujeres 12 gramos. En cuanto al ácido alfa-linoléico, las cifras serían 1,6 y 1,1 gramos, respectivamente. Las cifras varían un poco para los jóvenes y niños, y para las personas de más de 50 años.

Aditivos como el CLA, o un pienso especial, pueden ser la solución para que los peces que consumimos, procedentes de granjas piscícolas, aporten estas sustancias que necesitamos. Por ahora, los científicos estudian cómo reaccionan las diferentes especies de peces a esta dieta enriquecida, y hasta qué punto retienen los nutrientes.

Amazings

Deja un comentario